Parece tan obvio que quizá debería considerarse un derecho constitucional. Este es el lema de la asociación de restauradores americanos que crearon los premios RAMMY www.ramw.org ,  para entendernos, los Oscar de la restauración, hace ahora 29 años. A estos premios aspiran todo tipo de restaurantes, desde el más lujoso e internacional hasta el  más humilde de los restaurantes. Estos premios son la inspiración de los PREMIOS PLATO’10 ALICANTE de Alicante.

Por primera vez se pretende instaurar en Alicante unos premios gastronómicos que reconozcan la labor de determinados profesionales del sector de la restauración. La gran mayoría profesionales anónimos y sin repercusión mediática, pero tan imprescindibles en un negocio como una buena materia prima.

De sobra son conocidos muchas estrellas que brillan en el firmamento internacional, llámense Juan Mari Arzak, Ferrán Adriá o Paco Torreblanca, magníficos profesionales que han ganado justa y merecida fama, o restaurantes como EL BULLI. Pues bien, con estos premios se pretende el reconocimiento  a esas  futuras estrellas que  estoy segura llegarán, algunos de ellos, a ser los dignos herederos de estos grandes maestros.

Me llama la atención, que los americanos, que ya llevan muchos años en esto, utilizan la plataforma de los RAMMY para realizar una labor social que quizá deberíamos tener en cuenta y, porque no, copiar: entre otras cosas ayudan a las escuelas públicas a diseñar e integrar programas de educación culinaria y becan a estudiantes sin recursos para que obtengan una buena formación en  hostelería. Que esto sirva para algo más que reconocer una buena labor, sin duda importante, pero que  también se dote en próximas ediciones a los premios de un contenido más social.

Me parece que, como en muchas cosas, los americanos nos llevan ventaja y aunque su gastronomía no es, a mi parecer, tan rica, variada e imaginativa como la nuestra, son maestros en el arte de la organización y promoción de eventos y es ahí donde creo que podemos aprovechar su experiencia y aprender de ellos. Tenemos los recursos: Un auditorio espectacular para la celebración del evento, profesionales preparados y sobre todo muchas ganas de trabajar para llevar a lo más alto un sector en auge. Por eso creo que es necesario ayudar a consolidar estos PREMIOS PLATO’10 ALICANTE y que podamos, al igual que ellos, hacer nuestro ese lema: LUCHANDO POR EL DERECHO A COMER, BEBER Y SER FELIZ.

Magnifico lema ¿No os parece?

 

Autor: Marian Muntaner (Alumna del curso Cmua 2)

Más info: Premios Plato’10 Alicante