Archivo de la categoría: Alimentos

Alimentos que nos identifican por su calidad y su sello gastronómico: Así los trabajamos en los establecimientos alicantinos.

Tapas d’Ací – CONSUME LOCAL, APOYA LO NUESTRO

CONHOSTUR y FEHPA, en colaboración con Turisme Comunitat Valenciana te invita a participar en la campaña Tapas d’Ací – CONSUME LOCAL, APOYA LO NUESTRO, que se celebrará del 3 al 20 de junio, y que tiene como objetivo poner en valor el carácter único y la calidad de nuestro producto local y de temporada, así como la excelencia de los profesionales del sector hostelero, a través de creaciones gastronómicas basadas en productos autóctonos  de la Comunidad Valenciana.

Sigue leyendo

EL CHEF ALBERT ADRIÁ INAUGURA LA TEMPORADA DE LA DENOMINACIÓN DE ORIGEN DE LA GRANADA MOLLAR DE ELCHE

Entre sus propuestas destaca el ceviche con granada, con vermut negro o en coctelería.

El chef Albert Adrià ha confesado ser un “enamorado de la granada” y ha señalado que entre sus elaboraciones destaca un ceviche con zumo de granada así como granada con vermut negro para servir bien de postre o como aperitivo y coctelería de temporada con granada.

Albert Adrià (4 estrellas Michelín y Premio Nacional de Gatronomía 2017 al Mejor Jefe de Cocina) ha realizado estas declaraciones con motivo del inicio de la campaña de la granada mollar de Elche que ha apadrinado con el corte simbólico de la primera granada de la temporada.

Para Adrià, la granada “es un producto fetiche y ahora que llega la temporada les he dicho a los compañeros de trabajo que tenemos que hacer cosas (con ella) porque aprovechamos el mejor producto en su mejor momento” y ha añadido que es todo un “honor ser el padrino de la granada mollar de Elche”.

De esta forma, Albert Adrià recoge el testigo de Paco Roncero, Mario Sandoval, Quique Dacosta, Alberto Chicote, Ricard Camarena, Susi Díaz, Paco Torreblanca o el torero José María Manzanares que han apadrinado a la granada mollar de Elche en los últimos años.

La granada mollar de Elche

La granada mollar de Elche concentra más del 75% de la producción nacional de granadas, son los principales productores europeos y los primeros a nivel mundial en lo que se refiere a la variedad mollar.

La fruta se recolecta durante el mes de octubre y el periodo de comercialización se extiende hasta el mes de enero, aproximadamente.

La mollar de Elche se caracteriza por tener un sabor dulce, su pepita es blanda, comestible y su color exterior es natural (no es tan roja como otras variedades) oscila del crema al rojo intenso dependiendo de su exposición al sol en el árbol.

La granada mollar de Elche cuenta desde enero de 2016 con el sello de la Denominación de Origen Protegida que garantiza la calidad de la fruta, su historia, tradición y cultura y que ha sido sometida a más controles que cualquier otra granada.

Albert Adrià

Albert Adrià es el artífice del grupo elBarri que cuenta con seis restaurantes con los que ha obtenido 4 estrellas Michelín por (Tickets, Pakta, Hoja Santa y Enigma) y este año ha sido galardonado con el Premio Nacional de Gastronomía 2017 al mejor Jefe de Cocina.

Albert Adrià, que formó parte del equipo de El Bulli que lideraba su hermano Ferrán Adrià, también ha puesto en marcha Heart en Ibiza, un proyecto de hostelería y espectáculo junto al Circo del Sol y entre sus próximas iniciativas destaca un proyecto multiespacio en Nueva York junto al chef José Andrés.

NUEVO APOYO DE LA OMS A LA DIETA MEDITERRÁNEA Y EL CONSUMO MODERADO DE VINO

La dieta mediterránea, que incluye el consumo moderado de vino, vuelve a ser considerada muy saludable por la Organización Mundial de la Salud (OMS) según un reciente informe en el que, además, este tipo de régimen alimenticio se asocia a una menor tasa de mortalidad en los países que la practican de forma habitual.

En un informe publicado el pasado mes de mayo, la Organización Mundial de la Salud (OMS) confirma, una vez más, los múltiples beneficios para la salud de la dieta mediterránea, considerada como una de las más saludables del mundo. En concreto, la OMS señala que la dieta mediterránea está directamente asociada con una menor tasa de mortalidad, gracias a sus efectos en la prevención de enfermedades cardiovasculares, enfermedades cognitivas, la diabetes tipo 2 y cáncer, entre otros.

Caracterizada por la abundancia de alimentos vegetales, el empleo de aceite de oliva como fuente principal de grasa, el consumo moderado de pescado, marisco, aves de corral, productos lácteos y huevos; el consumo de pequeñas cantidades de carnes rojas y aportes diarios de vino, consumido generalmente con las comidas, la dieta mediterránea es mucho más que una forma de comer. De hecho, diversos expertos invitan a adoptarla como modelo de vida saludable, hasta tal punto que en 2010 la UNESCO la declaró Patrimonio Inmaterial de la Humanidad.

Vino y Dieta Mediterránea

En concreto, el vino, considerado un alimento —Ley 24/2003 del 10 de junio de la Viña y el Vino—, forma parte de este patrón alimentario y es una de las piezas claves.

En este sentido, Isabel Bertomeu, nutricionista de la Fundación Dieta Mediterránea, explica: “El vino forma parte de la identidad mediterránea, actúa por sí mismo como protector ante enfermedades coronarias. El papel del vino se estudia a partir de la llamada ‘paradoja francesa’. En el estudio MONICA de los años 1980 se comprobó que la mortalidad en Francia era menor que los países nórdicos, igual que la observada en otros países mediterráneos como España o Italia, a pesar de consumir un alto contenido en grasa saturada (lácteos y derivados). El consumo de vino en Francia contrarrestaría los efectos perjudiciales del consumo de grasa saturada (mantequilla…) Se llegó a la conclusión de que el vino tendría un importante efecto protector cardiovascular”.

Decálogo de la Dieta Mediterránea

Para seguir correctamente la dieta mediterránea, se ha establecido un decálogo/pirámide en el que se incorporan elementos cualitativos y cuantitativos respecto a la selección de alimentos. En la base, los que sustentan la dieta y, en los estratos superiores, los que se deben consumir con un control como sería el vino.

  1. Utilizar el aceite de oliva como principal grasa de adición: al ser un alimento rico en vitamina E, beta-carotenos y ácidos grasos monoinsaturados, se le otorgan propiedades cardioprotectoras. Es el aceite más utilizado en la cocina mediterránea y, además, añade a los platos un sabor y aroma únicos.
  2. Consumir alimentos de origen vegetal en abundancia: las verduras, hortalizas y frutas son la principal fuente de vitaminas, minerales y fibra de esta dieta y, además, aportan una gran cantidad de agua. Lo ideal es consumir cinco raciones de fruta y verdura a diario.
  3. El pan y los alimentos procedentes de cereales deberían formar parte de la alimentación diaria: los carbohidratos procedentes de estos alimentos aportan la energía necesaria para el ritmo de vida diario.
  4. Los alimentos poco procesados, frescos y de temporada son los más adecuados: consumir los productos de temporada aporta mayor ingesta de nutrientes y disfrute de su aroma y sabor.
  5. Ingerir productos lácteos a diario: estos alimentos son una gran fuente de proteínas de valor biológico, minerales y vitaminas. Además, el consumo de leches fermentadas se asocia a un equilibrio de la flora intestinal gracias a los microorganismos vivos. Lo ideal es consumirlos diariamente.
  6. La carne roja, con moderación: es recomendable establecer una moderación en cuanto al consumo de carne roja y, si puede ser, como parte de guisos y otras recetas, acompañada de verduras y cereales.
  7. Pescado en abundancia y huevos con moderación: como mínimo una o dos veces a la semana es recomendable comer pescado azul, ya que, a sus grasas, se le atribuyen propiedades protectoras frente a enfermedades cardiovasculares. Respecto a los huevos, al contener proteínas de buena calidad, se recomienda su ingesta a tres o cuatro veces por semana.
  8. La fruta fresca debería ser el postre habitual y los dulces y pasteles tendrían que consumirse ocasionalmente: Las frutas son una fuente de nutrientes que aportan color y sabor a la alimentación diaria. Además, son una buena opción para comer a media mañana y como merienda.
  9. El agua, bebida por excelencia, y el vino, con moderación y durante las comidas: el agua es fundamental y su aporte diario debería ser entre 1,5 y dos litros. En cuanto al vino, se trata de un alimento tradicional que puede tener efectos beneficiosos al ser consumido con moderación y en el contexto de una dieta mediterránea. El consumo recomendado es de una copa al día para las mujeres y dos para los hombres.
  10. Realizar actividad física todos los días: mantenerse activo diariamente es tan importante como comer adecuadamente. Eso sí, siempre dentro de las capacidades de cada uno.

Fuente: diariodegastronomia.com

PARA UNA BUENA HIDRATACIÓN, AGUA, FRUTA, VERDURAS Y ZUMOS

La Organización Mundial de la Salud (OMS) establece que la cantidad diaria de líquido que hay que beber se encuentra entre 2,2 litros para mujeres y 2,9 litros para hombres. Recomienda, además, tomar 400 gramos, como mínimo, de frutas y verduras al día, lo que equivale más o menos a cinco piezas al día.

Con la llegada del verano y las altas temperaturas cada vez son más los casos de deshidratación entre la población. En un solo día podemos llegar a perder entre 1,5 y 2,7 litros de líquido por lo que el consumo de agua siempre debe estar presente sin olvidarnos de que existen otras alternativas, como es el caso de los zumos de fruta.

Sigue leyendo